Museos de arte de Madrid

Madrid es una ciudad turística por excelencia, y la verdad es que sus atractivos son muchos. Pero en este artículo queremos fijarnos en un aspecto concreto de la capital española: sus museos de arte.

Los amantes del arte mundial no pueden dejar de visitar tres de los más emblemáticos museos de Madrid: el Museo del Prado, el Museo Thyssen-Bornemisza y el Museo Reina Sofía.

Visitar el Museo del Prado es acercarse a recorrer la historia del arte de todo el mundo paseando por cada una de sus salas. Contemplar en persona las obras de maestros de la pintura como Goya, Velázquez, Tiziano, El Greco, o El Bosco se convierte en una experiencia única a la que difícilmente podremos substraernos.

Por su parte, el Museo Reina Sofía es la sede por excelencia del arte contemporáneo. Si nos gustan las obras de los autores más vanguardistas, no podemos dejar de recorrer las salas de este museo, donde se agolpan las obras de pintores únicos como Picasso, Miró, Gris o Dalí. Y no solo eso. También nos da la oportunidad de contemplar maravillosas esculturas, fotos, videos, instalaciones, y otras muchas obras artísticas.

Del mismo modo, no podemos dejar de visitar el Museo Thyssen-Bornemisza de Madrid, que cuenta con más de mil cuadros expuestos en sus salas. Entre ellas se encuentran obras de la pintura europea desde sus inicios en el siglo XIII hasta el ocaso del siglo XX. 

Los amantes del arte disfrutaremos de las mejores obras de la historia de la pintura, desde los maestros italianos, pasando por el expresionismo alemán, el constructivismo ruso, el surrealismo tardío y el universo pop de los años 60. ¿Quién puede negarse a contemplar obras de Braque, Delaunay, Lucian Freud, Giacometti, Francis Bacon, Lichtenstein, Dalí o Piero della Francesca?